Zapatillas Adidas Boston Boost

Adidas Boston Boost

Desde hace más de un mes había dejado de calzarme mis Nike Flyknit Trainer, las pobres llevan muchos kilómetros y era hora de buscar sustitutas a estas “voladoras”. Mi primera opción era ver el catálogo de Nike, pero no encontré ningún modelo que me terminara, ya que la suela de las Flyknit Lunar no me terminan de convencer.

Así que me puse a buscar entre otras marcas y finalmente me he decidido por las Adidas Boston Boost, con la tecnología Boost de 3M que parece que está funcionando muy bien.

No voy a entrar en detalles técnicos que para eso tenéis varios sitios. Lo que me interesaba era buscar unas zapatillas para competir (10k, medias e incluso alguna maratón) y hacer entrenamientos concretos, ya que para el resto de entrenamientos uso las Pegasus 31, y estas cumplen con los requisitos que buscaba:

Son muy ligeras y cómodas, prácticamente el upper está hecho de rejilla con muy poco grosor y blandita. Me gusta la forma que tienen de zapatilla clásica, con los cordones y la lengüeta sin sujetarse a uno de los lados, lo que permite adaptársela muy bien al pie.

La suela de Boost me ha sorprendido por su amortiguación en la parte trasera con tan poco grosor, y la parte central y delantera son bastante rígidas lo que te permite impulsarte muy fácil.

Esto está bien cuando vas por debajo de 4:20 min/km ya que están hechas para eso y parece que van solas. Por el contrario, no son para trotar ni para entrenar todos los días con ellas, la falta de amortiguación harían que tu pie y rodillas acabaran algo tocados.

Conclusión: como voladoras no extremas a un ritmo alrededor de 4 min/km están muy bien. Habrá que ver lo que dura la suela y cómo tratan a los pies con tiradas muy largas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *